Aleta kids, juegos para desarrollar la motricidad y…Sorteo!

DSC_2952

Cuando Martina tenía unos 3 años, compré unos cartones con agujeros para que con una aguja de plástico pasara un hilo de lana y trabajara la motricidad fina. Me parecía una buena idea pero la realidad era que el cartón se acababa rompiendo y era demasiado fino y flexible para mantenerse estable y sin doblarse en manos pequeñitas.

Ese recuerdo me vino a la memoria cuando vi en directo los kit de juegos para desarrollar la motricidad de Aleta Kids que incluyen una pieza de madera com varias perforaciones, tres cordones de colores, e ideas con todo lo que se puede hacer con el juego . Todo viene en una bolsa de algodón para que te lo puedas llevar a cualquier lado y sea el entretenimiento perfecto en el restaurante, o en la consulta del pediatra.

aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera

El proyecto de Aleta kids nace de los sueños de Belén y Alexandra, dos amigas de la infancia que volvieron a encontrarse 20 años después cuando la maternidad llegó a sus vidas al mismo tiempo. Belén buscaba un lacing toy para su hija Alexia y al no encontrar nada que le gustara, lo diseñó en su cabeza y se lo comentó a Alexandra, quien se puso manos a la obra y fabricó un juguete para ella que al poco tiempo se convertiría en su primer producto, su Wooden Lacing Duck.

A partir de ese momento comenzaron a trabajar juntas en los productos de Aleta kids, y desde 2015 han sacado varios modelos de este tipo de juego (en forma de nube, ballena, barco…), y también otros productos como mordedores, juegos para introducir a los niños en las matemáticas, o sus famosas tablas personalizadas para que los peques reconozcan su nombre al trazarlo con sus dedos favoreciendo así el inicio de la lectoescritura

aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera

Nosotros encargamos una de estas tracing name para Julieta, y también un juego de cuerdas en forma de ballena para practicar tanto la motricidad fina como el comienzo en lectoescritura, y ambas han sido un gran éxito. Con la ballena ha creado sus propios diseños sin hacer mucho caso al manual de patrones, pero lo importante es que el movimiento de pasar el cordón por el agujero le está haciendo trabajar la coordinación y concentración, y con ello su independencia para otras tareas.

A mí especialmente me encanta la presentación de todo el kit, el hecho de que sea un juego de pequeño tamaño y poco peso, ideal para llevar en el bolso cuando salimos, la madera natural sin barnices y sus formas perfectamente redondeadas, y la estética tan dulce que tienen todos sus productos, sin perder ni un ápice de su carácter educativo de inspiración Montessori.

aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera aleta-kids-juguetes-madera

Ahora que llegan las navidades, y llega la hora de escribir cartas de deseos, tenemos la oportunidad de apoyar estos pequeños proyectos de emprendedoras y además tener una pieza única y para toda la vida que nuestros hijos disfrutarán durante mucho tiempo. Yo ya he apuntado su juego manipulativo para iniciar en las matemáticas en la carta de las dos para que lo compartan y lo utilicen según su nivel de aprendizaje.

Belén y Alexandra han querido tener un detalle con todas las lectoras del blog, y quieren sortear el que fue su primer producto, su Wooden Lacing Duck. En esta ocasión el sorteo se hará a través de Instagram, así que si tenéis cuenta allí podéis buscarme en este perfil y a lo largo del día publicaré las bases para participar.

Feliz semana a todos!

 

No Comments