Talent Cards, el juego con el que descubrirás una nueva forma de comunicación familiar

Hace unas semanas que disfrutamos en casa de las Talent Cards de Talentina y están siendo todo un descubrimiento, especialmente a la hora de encontrar nuevas formas de comunicación y averiguar cosas sobre los miembros de la familia.

La creadora de este proyecto es María, editora del blog Desarrollo del Talento, madre de tres hijos, y con un propósito muy claro:

«Ofrecer a las familias recursos útiles para que puedan desarrollar en casa habilidades y competencias clave con sus hijos»

Nuestra experiencia en casa con las Talent Cards está siendo muy positiva, y las utilizamos en todas las direcciones. Tanto de adultos a peques, como de peques a adultos, como las niñas entre ellas.

Las conversaciones que surgen a raíz de las Talent Cards están resultando de lo más enriquecedoras y desde aquí no puedo más que recomendarlas y que descubráis por vosotros mismos su potencial, pero para que conozcáis un poquito más sobre el proyecto, aquí va una entrevista a su creadora.

¿De dónde surgió la idea de las Talent Cards?

Pues verás, como te digo, en este empeño de crear recursos para que las familias pudieran desarrollar en casa competencias con sus hijos empecé a desarrollar una idea que ha ido cambiando con el tiempo.

En un principio eran unas cajitas que incluían un montón de recursos, pero cuando intenté ponerlo en marcha me di cuenta de que aquello era tan ambicioso que era casi inabarcable porque cada cajita era un proyecto en sí mismo.

Después de esta experiencia seguí dándole vueltas a la idea de cómo simplificar al máximo mi proyecto para que por un lado fuera viable y por otro fuera sencillo y fácil para las familias. La verdad que cuando di con la idea todo fluyó muy fácilmente porque empezó a encajar todo el trabajo previo que había desarrollado.

A veces las cosas no salen a la primera pero eso no quiere decir que el trabajo que hayas hecho previamente haya sido en balde, todo lo contrario, a veces sólo tienes que buscar otra manera de hacer las mismas cosas y cambiar un poco el plan.

Las Talent Cards están diseñadas para abrir conversaciones en familia, ¿crees que se ha perdido la buena costumbre de hablar y escuchar?

El ritmo de vida que llevamos en la sociedad de hoy en día no ayuda mucho a conversar y a pasar tiempo de calidad en familia. Creo que tenemos dos principales obstáculos: las prisas y las pantallas.

Las prisas no ayudan nada a entablar conversaciones, parece que siempre tenemos que ir corriendo de un lado a otro y que es muy importante hacer cosas, aprender, experimentar… y creo que a veces nos olvidamos de algo esencial: de hablar, de conocernos, de pasar tiempo juntos, de escucharnos para poder entendernos…

Por otro lado, es cierto que las pantallas forman ya parte del día a día de muchas familias y éstas también nos quitan mucho tiempo de estar juntos y de conversar.

Las Talent Cards surgen en este contexto de prisas y de pantallas como una pequeña herramienta para ayudarnos a recuperar ese tiempo juntos, a conocernos mejor, a compartir nuestros valores con nuestros hijos, a conversar y a reflexionar sobre muchas cosas, a escucharles y a compartir con ellos nuestro tiempo y nuestra manera de ver la vida.

Creo firmemente que invertir tiempo en reforzar el vínculo afectivo en la familia, en crear un ambiente de confianza, de entendimiento, de escucha, en el que todos hablen libremente de lo que piensan o de lo que sienten, es la mejor inversión que podemos hacer por nuestros hijos.

¿En qué se diferencian cada uno de los 6 juegos?

Bueno, ahora mismo hay como dices 6 tipos de Talent Cards disponibles y cada uno tiene un propósito diferente: por un lado están CONVERSA, EMOCIÓNATE, IMAGINA a partir de 3 o 4 años, de ahí en adelante… y por otro está REFLEXIONA, EMPATIZA, INVENTA pensadas para niños a partir de 7 años porque requieren un poquito más de madurez.

Conversa: está pensada para conocernos mejor, para compartir nuestros valores con nuestros hijos, para conectar con ellos, propone temas de conversación variados que nos darán pie a hablar de muchísimas cosas interesantes.

Emociónate: nos servirá para hablar de las distintas emociones con los niños y que también conozcan a qué tiene miedo su padre o qué le da vergüenza a su madre, esto les ayudará también a expresar lo que les pasa a ellos, ayudará a crear un clima de confianza y a fortalecer el vínculo afectivo entre los miembros de la familia.

Imagina: está pensada para desarrollar la imaginación en familia. Propone situaciones para que nos imaginemos juntos qué pasaría si ocurriera eso… es fantástico ver cómo la imaginaición de los niños no tiene límites, las risas en este caso están aseguradas.

Reflexiona: propone distintos temas de conversación para reflexionar en familia y desarrollar el pensamiento crítico en los niños. Toca temas de lo más variado: el éxito o el fracaso, la publicidad, la amistad, la libertad, la necesidad de sentirse aceptados por los demás, etc… Nos ayuda en un formato “juego” a reflexionar juntos sobre un montón de cosas…

Empatiza: una propuesta que nos invita a ponernos en el lugar del otro, a salir de nosotros mismos, de nuestro punto de vista, de nuestras necesidades, de nuestros sentimientos e ideas y ponernos a pensar en los demás… cómo verán ellos las cosas, qué necesitarán, qué sentirán, etc. Un recurso que nos servirá para trabajar una de las capacidades más necesarias hoy en día: la empatía.

Inventa: propone situaciones para desarrollar la creatividad, buscando formas diferentes de hacer las cosas, es una manera divertida de poner a trabajar nuestras neuronas y de empezar a resolver problemas de una manera distinta.

Si tuvieras que elegir uno de los juegos para empezar, ¿cuál sería?

Esta pregunta es muy recurrente, me la hacen con mucha frecuencia y la verdad es que no es fácil de responder para mí porque depende de lo que quieras trabajar con los niños en ese momento.

En cualquier caso, si no tienes ninguna preferencia ni nada especial que quieras trabajar, quizás empezaría por CONVERSA o por IMAGINA para conectar con ellos, te darás cuenta de que están más predispuestos a hablar de lo que te imaginas… de hecho, yo diría que lo están deseando, sólo hace falta mostrarles que nosotros estamos dispuestos a ESCUCHARLES y a contarles también nuestra manera de ver las cosas.

¿Que le dirías a una mujer que quisiera lanzarse a emprender?

Le diría que si tiene un sueño, una idea, un propósito que le gustaría lograr no deje de intentarlo… es cierto que no es fácil porque en muchas ocasiones es un proceso lento, que lleva tiempo y a veces es necesario compatibilizarlo con otra cosa o tener el apoyo de tus familiares para poder invertir en tiempo al principio, pero también es cierto que es taaaannnn bonito cuando ves que las cosas empiezan a salir y que todo el trabajo empieza a ver sus frutos …. Creo que poder vivir haciendo lo que te gusta y en consonancia con tus valores es un auténtico privilegio y eso no quiere decir que no tengas que trabajar mucho pero merece tanto la pena.

También creo que vivimos en un momento en el que es bastante sencillo darte a conocer, mostrar tu trabajo, contar lo que haces, conectar con personas con tus mismos intereses, etc… y al final, si hay trabajo, dedicación, ilusión, cariño, es difícil que no vayan saliendo las cosas… así que animo a todas esas mujeres que lo pueden estar pensando a lanzarse a ello, sin duda alguna.

Gracias Maria por este ratito de tu tiempo, por compartirnos tu visión sobre la comunicación en familia y sobretodo por trabajar y poner toda tu energía por mejorar un poquito este mundo.

Si habéis llegado al final, tenéis una sorpresa, y es que durante todo el mes de febrero tendréis un 10% de dto en vuestro pedido de Talent Cards con el código BEAMILLAN10

3 Comments