Sesión de fotos familiar en Sada

Cuánto cuesta sacar el momento para organizar una sesión de fotos familiar y tener algunas fotos bonitas de esas que te apetece imprimir y empapelar la casa con ellas, ¿verdad?

Por eso, cuando Olaya de MD6 fotografía nos ofreció acompañarnos durante una tarde de nuestras vacaciones de verano en Galicia y disparar unas cuantas instantáneas, nos pareció el plan perfecto. ¿En qué momento íbamos a estar más descansados, felices y relajados que de vacaciones?

Aprovechando uno de los días que pasamos recorriendo La Coruña, quedamos con ella por la tarde en la preciosa localidad costera de Sada, en concreto en La Terraza, una cafetería emblemática que data de 1912 y que te hace transportarte a otra época según pones un pie en ella.

Ahora me río, pero yo que había salido de casa con mi pelo arreglado y estupenda para ponerme delante del objetivo por una vez, acabe con pelo de leona y la ropa empapada del chaparrón que nos cayó antes de llegar. Eso sí, veo las fotos y pienso que no las querría de otra manera.

Cuando llegamos pedimos algunas bebidas y Olaya fue disparando aquí y allá sin decirnos nada, sin darnos indicaciones de ponte así o asá, simplemente escogía el mejor ángulo y disparaba ese momento de risas desde la distancia, captándonos en nuestro estado más natural.

Para mí lo más significativo de Olaya, a quien sólo conocía de charlar con ella por instagram, es la cercanía y la calma que transmite en todo momento. ¿Que llegas con el pelo empapado y hecha un desastre? sin problema, confía en mi. ¿Que de repente hay crisis con las peques y no están de humor para fotos? tú tranquila, que me apaño. Y eso en una sesión de fotos familiar es muy, pero que muy importante.

No voy a decir nada más sobre ella porque el resto del post va a ir dedicado a que la conozcáis un poco más con esta mini entrevista, pero por mi parte sólo puedo recomendaros hablar con ella si estáis por la zona de Galicia o si vais de vacaciones y queréis traeros el mejor de los recuerdos en forma de fotografías.

1. ¿Cuándo decidiste dedicarte profesionalmente a la fotografía y por qué?

La fotografía me ha gustado desde pequeña, pero fue la llegada de mi primer hijo la que me hizo cambiar el chip. Quería retratarle mejor, conseguir mejores fotos y guardar para siempre esos instantes. Empecé a leer, a formarme en fotografía, invertir en un equipo mejor y a practicar mucho. Me dediqué a educar mi mirada. 

Siempre me ha gustado el concepto de “regalar fotografía” y a mis amigas embarazadas les regalaba una sesión de fotos y un álbum de su pequeño al nacer. Gracias al boca a boca me empezaron a llegar clientes y eso me llevo a profesionalizar mi hobby. 

2. ¿Qué es lo que más te apasiona de la fotografía familiar?

Me gusta la fotografía emocional y natural, y ¿qué hay más natural y emocional que una familia?

Ser capaz de retratar la esencia de una familia, las relaciones que hay en ella, los momentos cotidianos, niños, pequeños instantes, gestos, miradas…y detenerlos en el tiempo pensando que esas fotos durarán para toda la vida y que dentro de muchos años tendrán incluso más valor que ahora, es algo que me apasiona. 

3. ¿Qué le dirías a alguien que quiere comenzar en esta aventura?

Que se lance a ello!

A mi me costó mucho tomar la decisión de abrir MD6 fotografía, de contarle al mundo que además de psicóloga, formadora, coach, era fotógrafa, me daba mucha mucha vergüenza! Y además cobrar por sacar fotos! 

La realidad, en mi opinión, es que hay mucha gente que no se lanza a ello porque no quiere que le vean empezar desde abajo. Y es la manera en la que empezamos todos en todo, desde abajo.

4. ¿En qué te fijas a la hora de capturar la esencia de una persona/situación?

Considero que para capturar la esencia de alguien es necesario dedicarle tiempo y atención, crear un vínculo.

Siempre dedico tiempo a conocer a la familia que fotografío  a empatizar con ellos. Me parece que el 70% del éxito de una sesión depende del encaje que haya con tus clientes. Si ellos no están cómodos contigo, eso se notará sí o sí en el resultado.

Y luego me dejo sorprender por la familia, cada una es diferente. Suelo fijarme en la relaciones entre ellos, en las miradas, las sonrisas, la espontaneidad de los niños, etc. 

5. ¿Cuál crees que es tu seña de identidad a la hora de retratar?

Me interesa más la emoción que desprende una imagen que el resto de aspectos fotográficos. Esa creo que es mi seña de identidad.

Mis clientes también dicen que mi estilo son fotografías naturales y espontaneas y que pasan un rato divertido durante la sesión. La verdad es que me encanta que la definan de esa manera!


¡Gracias Olaya por hacernos un huequito en tu agenda veraniega y captarnos tan bien! Todos los éxitos del mundo para ti.

3 Comments